Accediendo al panel

Una de las máximas de la inversión es que la relación entre riesgo y rentabilidad es directamente proporcional. En este sentido, cuanto mayor es la incertidumbre respecto al comportamiento de un activo, más ganancias se esperan del mismo. Del mismo modo, cuanto más seguro es un producto financiero, menos retorno nos proporcionará. El binomio riesgo-rentabilidad también se aplica a la inversión en crowdfunding inmobiliario.

La industrialización ha llegado para quedarse. El sector inmobiliario está en plena transformación, por lo que la apuesta por la asimilación de metodologías innovadoras y sostenibles que permitan reducir costes sin perder calidad es absolutamente firme. La construcción industrializada permite acortar los plazos y reducir los costes, además de minimizar el impacto medioambiental.

Uno de los procesos fundamentales por los que debe pasar todo inversor es la toma de decisiones. Sea cual sea la opción elegida, al realizar esta selección estamos descartando el resto. Este rechazo da pie al denominado coste alternativo o de oportunidad, que es lo que se deja de ganar al llevar nuestro dinero por un camino en vez de por otro, es decir, el valor de la mejor opción no seleccionada.

Durante el confinamiento fuimos conscientes de lo que nos hacía feliz y lo que nos hacía sentir a disgusto dentro de nuestra propia casa. La promoción residencial acepta estas renovadas demandas como un reto. Adaptarse a las peticiones de los clientes es la máxima, así que los proyectos se configuran para dar respuesta a las mismas. La obra nueva que vendrá no tiene más remedio que asimilar este conjunto de tendencias para que las operaciones de venta sobre plano se cierren con éxito.

La desintermediación es el proceso por el cual el usuario final de un producto o servicio accede al mismo de forma directa a través del fabricante o proveedor, sin necesidad de intermediarios. Las plataformas dedicadas al crowdfunding inmobiliario son un claro ejemplo de desintermediación, ya que conectan promotores que buscan diversificar sus fuentes de financiación con inversores que tratan de optimizar su ahorro a través de la renta fija.

Dentro del sector inmobiliario, y más concretamente, dentro del mercado residencial, existen una serie de variables que actúan de termómetro de la actividad. La evolución de estos indicadores resulta fundamental para conocer el comportamiento de la vivienda. En CIVISLEND vamos a exponer en qué punto se encuentra cada uno de ellos para hacer una foto del estatus actual de la vivienda.

Si bien la banca sigue teniendo un peso muy importante en la deuda de los promotores, la financiación alternativa cuenta con un futuro muy prometedor para colaborar en el crecimiento del parque de vivienda disponible, y dentro de la misma, el crowdfunding inmobiliario. El endurecimiento de las condiciones para acceder al crédito promotor y la progresiva concentración bancaria favorecen esta tendencia.

La toma de decisiones de inversión debe fundamentarse en una base sólida de conocimientos financieros. Sin embargo, a veces damos de lado a la razón y nos dejamos llevar por las emociones. Los sesgos cognitivos en la inversión acarrean un gran peligro porque lo que está en juego es tu propio dinero. Muchos de estos comportamientos intuitivos pueden ponernos en una situación difícil cuando operamos dentro del crowdfunding inmobiliario.

El build to rent (BTR) es tendencia en España. El desarrollo de promociones residenciales destinadas a inquilinos en vez de a compradores ha ganado terreno en los últimos años. CIVISLEND se erige como uno de socios estratégicos más sólidos a la hora de financiar proyectos residenciales en alquiler. Los promotores encuentran en esta plataforma una aliado alternativo para desarrollar BTR.

Aunque el crowdfunding ya no es un desconocido en España, todavía hay mucha tarea de evangelización pendiente para que esta herramienta de financiación alternativa se expanda y forme parte del día a día de la finanzas de cada vez más empresas e inversores. Las perspectivas para el crowdfunding inmobiliario de cara al próximo año son realmente optimistas. Los préstamos colectivos están en la hoja de ruta de promotoras y ahorradores.

Registrarme